Licantropía clínica y el caso Romasanta.

¡Hola de nuevo guardianes!

Hacía tiempo que no os traía uno de los síndromes extraños que pueden afectar a la mente humana y hoy tras volver a ver una película que personalmente me encanta, Un hombre lobo americano en Londres, todo un clásico, no he podido evitar escribir este artículo. Vamos a hablar de la Licantropía clínica.

Al final del artículo encontrareis la escena de la transformación en la película, como siempre ese pequeño bonus para los más curiosos de los guardianes.

¡Comenzamos!

Nos remontamos a 1850 donde se identifica el primer caso de este trastorno. En realidad tan solo se han diagnosticado 56 casos en la historia por lo que no se reconoce oficialmente como un síndrome y se achaca a episodios de esquizofrenia. Lo que lo aleja de la simple esquizofrenia es la duración del mismo, que puede ir desde un día a permanecer activo durante quince años.

hombre-lobo.jpg

Se trata de un síndrome alucinatorio donde el sujeto cree estar transformándose en un animal, no tiene porque ser un lobo, también puede creer que se está transformado en rana, gato, caballo, no importa cual sea el animal. De los 56 casos tratados, curiosamente tan solo 12 de los pacientes relacionaban su transformación con un lobo.

El paciente empieza a notar como su cuerpo se transforma en dicho animal, apreciando modificaciones físicas y poco a poco irá comportándose e incluso alimentándose como el animal en el que se está transformando. Aúllan, gimen, maúllan, comen carne cruda, andan a cuatro patas e incluso dejan de hablar durante los episodios de transformación.

Este trastorno se relaciona como dijimos al principio con la esquizofrenia y con los trastornos delirantes ( que trataremos más adelante ) y solamente puede aplicarse tratamiento psicológico y en ocasiones psiquiátricos tratando a los pacientes con neurodepresores.

EL CASO ROMASANTA, EL HOMBRE LOBO GALLEGO.

Recordemos ahora el caso de Romasanta, el hombre lobo de Allariz, detenido por haber asesinado entre 1845 y 1852 a nueve personas, cuatro de ellas niños de 12, 13, 10 y 3 años. Confesó haber cometido estos homicidios bajo el influjo de una maldición que lo convertía en hombre-lobo. Por estos crímenes fue condenado a muerte, pero la pena fue conmutada por cadena perpetua.

Este caso quedó tan bien documentado en el juicio que ha podido ser objeto de estudio en numerosas ocasiones, por lo que no vamos a extendernos y únicamente os dejo su confesión y las conclusiones de los exámenes médicos.

La confesión de Romasanta

«Me llamo Manuel Blanco y Romasanta, natural de Rigueiro, partido de Allariz [Ourense]. Viudo, tendero ambulante, 42 años de edad. Desde hace 13 hasta el día de San Pedro de 1852, por efecto de una maldición de alguno de mis parientes —mis padres, mi suegra o no sé quién— he traído una vida errante y criminal, cometiendo asesinatos y alimentándome de la carne de las víctimas. Unas veces solo; otras con dos compañeros valencianos, don Genaro y un tal Antonio. Nos convertíamos los tres en lobos, nos desnudábamos y nos revolcábamos en el suelo, y después acometíamos y devorábamos a cualquiera, quedando únicamente los huesos. A veces conservábamos ocho días la forma de los animales dañinos». Al «recobrar la figura humana» y «el uso de la razón perdida», «los tres nos poníamos a llorar».

Informe médico

«se evidencia que el Manuel Blanco no es loco, ni imbécil, ni monomaniaco, ni lo fue, ni lo logrará ser mientras esté preso, y por el contrario de los datos referidos resulta que es un perverso, consumado criminal, capaz de todo, frío y sereno, sin bondad.»

«Manuel Blanco calcula medios, mide y combina tiempos, modos y circunstancias; no mata sin motivo, ni acomete sin oportunidad; conociendo que hace mal se oculta, seduce para robar; mata para ocultar, reza para seducir; conoce el deber y la virtud para desoírlos; luego de su conformación de sus actos, de su historia, de sus disculpas mismas se evidencia que el Manuel Blanco no es loco, ni imbécil, ni monomaniaco, ni lo fue, ni lo logrará ser mientras esté preso, y por el contrario de los datos referidos resulta que es un perverso, consumado criminal, capaz de todo, frío y sereno, sin bondad y con albedrío, libertad y conocimiento; el objeto moral que se propone es el interés; su confesión explícita fue efecto de la sorpresa, creyéndolo todo descubierto; su exculpación es un subterfugio gastado e impertinente; los actos de piedad una añagaza sacrílega; su hado impulsivo una blasfemia; su metamorfosis un sarcasmo.»

¿Fue Romasanta un afectado de licantropía clínica? Los psiquiatras forenses en este caso en concreto rechazan esta posibilidad por diversos motivos, como el recuerdo íntegro de los episodios de violencia,  el hecho de que los asesinatos fueron planificados y que las victimas fueron cuidadosamente elegidas. Lo que si le achacan es una cierta psicosis esquizofrénica y un trastorno explosivo, que en su delirio, el propio Romasanta asociaría a la figura de violencia del  mito hombre lobo.

Manuel-Blanco-Romasanta-14-romance-historico

Escena de la transformación en lobo del film, Un hombre lobo americano en Londres.

Cris Gilabert

Bibliografía:

Díaz-Rosales, J.D.; Romo, J.E. & Loera, O.F. (2008). Mitos y ciencia: Licantropía clínica y hombres lobo.

Criminalia, la enciclopedia del crimen.

EL CASO DE BLANCO ROMASANTA DESDE LA PERSPECTIVA PSIQUIÁTRICO-FORENSE ACTUAL

____________________________________________________________

Si te ha gustado esta entrada puedes apoyarnos suscribiéndote a este blog con tu correo electrónico pulsando el botón “SEGUIR”. También puedes seguirme en las redes sociales:

Facebook

Twitter

Google +

Instagram

¡Tu apoyo nos hace seguir creciendo!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s